TOROS EN SEVILLA

El blog taurino de Víctor García-Rayo. La pasión por el hábitat natural del toro de lidia. La fiesta, el amor por el animal más hermoso del mundo. Centrado en Sevilla, una ventana taurina que se abre al mundo.




miércoles, 30 de noviembre de 2011

FALLECE DIEGO PUERTA



A la edad de 70 años, ha fallecido en Sevilla el matador de toros Diego Puerta Dianez como consecuencia de un fallo multiorgánico. El maestro de DSan Bernardo había luchado contra su enfermedad durante varios años. Había nacido el 28 de mayo de 1941. Hijo de un empleado del matadero municipal de la ciudad de Sevilla, realiza en el trabajo de su padre los primeros escarceos taurinos.

Puerta debuta con caballos el 7 de octubre de 1956 en la plaza Vistalegre de Carabanchel.

Tras actuar durante dos años como novillero con picadores -obteniendo éxitos en plazas como Barcelona y Las Ventas de Madrid- tomó la alternativa el 29 de septiembre de 1958 en Sevilla, de manos de Luis Miguel Dominguín y en presencia de Gregorio Sánchez. El toro de la ceremonia atendió por "Zambombero", número 296, negro, de Arellano.

El 20 de mayo de 1960 confirmó su doctorado en Las Ventas, de manos de Manolo González, en presencia de Antonio Borrero "Chamaco" y ante el toro "Malagueño", número 8, de 506 kilos de peso y perteneciente a la vacada de Bernabé Fernández.

Muy castigado por los toros durante toda su carrera -recibió más de medio centenar de cornadas-, ocupó un destacado lugar en la torería durante la década de los sesenta y comienzos de los setenta -época en la que se hizo famoso el cartel de Puerta, Camino y El Viti-, triunfando en todas las plazas del orbe taurino. Además, fue ganadero de reses bravas, presidente del Montepío de Toreros y recibió el mismo día de su retirada la Cruz de Beneficencia.

Su última corrida de luces tuvo lugar el 12 de octubre de 1974 -sólo tres días después de ser herido en Zaragoza- cuando actuó en Sevilla mano a mano con su amigo y competidor Paco Camino en la lidia de reses de Urquijo, a la última de las cuales le cortó una oreja.

No hay comentarios:

Publicar un comentario